Oswaldo Payá: El acto de servir

Añade tus pensamientos aquí… (opcional)

Cruzar las alambradas

Nota: Esto lo publiqué hace un año, no tengo nada que decir que no haya dicho entonces, he aquí otra vesz, el rexto dedivivo.

Sin salir todavía del asombro y el estupor compongo estas palabras para Oswaldo. Cuando empecé a recibir los primeros mensajes sobre a muerte de Oswaldo Payá Sardiñas estaban estrenado el filme “Caballo de guerra’, en una de sus escenas un soldado sale de su trinchera para salvar al corcel y ante la inminencia de la muerte va rezando partes del Salmo 23, “Es Yahvé mi pastor, nada me falta”, como nada debe faltarle ahora a quien es y será el hombre-puente, hombre-diálogo, hombre-país. Los mensajes abarrotaban mi teléfono con las etiquetas #OswaldoPayá  y la mención @OswaldoPaya. Las preguntas de los amigos de todos los rincones, de la isla y del mundo. El cerco policial al hospital de Bayamo, los detalles del incidente fatal, las dudas por…

Ver o post original 442 mais palavras

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair /  Alterar )

Foto do Google

Você está comentando utilizando sua conta Google. Sair /  Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair /  Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair /  Alterar )

Conectando a %s

Este site utiliza o Akismet para reduzir spam. Saiba como seus dados em comentários são processados.